¡Guarda tus semillas!

¡Guarda tus semillas!

06/17/2019 Desactivado Por ReddeHuertosSanse

Una de las cuestiones más importantes a tener en cuenta en nuestro huerto, ya sea comunitario, particular o educativo, es el origen de nuestras semillas, su diversidad y su conservación.

Cuando hablamos de biodiversidad agrícola nos referimos al conjunto de especies cultivadas que han sido seleccionadas y mantenidas a lo largo de la historia por campesinos/as y agricultores/as, y que hoy nos alimentan. Mantener la biodiversidad agrícola local, y el conocimiento asociado a la misma, es fundamental de cara a poder afrontar los retos que el cambio climático va a presentar.


¡Y desde los huertos escolares podemos hacer mucho por cuidar y mantener la biodiversidad agrícola!


Aprender a través de las semillas

A nivel educativo, resulta fundamental que niños y niñas sepan cómo se obtienen las semillas del huerto, y qué diferencias morfológicas presentan para poder distinguirlas. Además es interesante aprovechar el proceso de extraccion de semillas para trabajar contenidos relacionados con la reproduccion de los seres vivos, o la importancia de la biodiversidad.

Por otro lado, conseguir guardar las semillas de nuestro huerto, año tras año, nos permitirá tener mayor autonomía y no depender tanto de los recursos externos.


Tejiendo redes

Además, podemos hermanarnos con otros centros, a través del intercambio de semillas… Podemos enviar una carta con algunas de las semillas recogidas en la cosecha a otro centro, fomentando así las relaciones positivas entre los centros de la Red.


Os proponemos que empecéis a guardar las semillas del huerto, convirtiendo a vuestros alumnos y alumnas en “Guardianes de semillas”. Y que empecemos a intercambiarlas entre otros centros, como han empezado a hacer otros centros de otras redes.

Mirad las cosas que pasan en la Red de Huertos Escolares de Torrelodones, o en la Red de Huertos Escolares Sostenibles de Madrid.


Obviamente, para poder conservar las semillas, hay que saber extraerlas. Y siempre surgen bastantes dudas sobre cómo hacerlo. Lo primero es conocer los cultivos, y qué deberemos atender para poder obtener semillas. No será lo mismo cultivar una lechuga para comerla que para obtener semillas…

Para ello os recordamos el enlace a las fichas de cultivo. Además habrá que tener en cuenta algunas consideraciones dependiendo del cultivo sobre la extracción y conservación de las semillas. Os recomendamos echarle un ojo a este completísimo manual.